1 de marzo de 2009

La Paz es la campeona de las fiestas

Estudio. Según el Ministerio de Culturas, hay 1.242 celebraciones santorales por año; 44% en el departamento de La Paz.

Santos. Los principales patronos son Santiago, las Vírgenes de Copacabana, Rosario, Candelaria y San Ignacio.

Comunión. Las ofrendas a los santos establecen lazos sociales y representan el establecimiento de la identidad.

Confraternidad. En las urbes se forman grupos pequeños que organizan las fiestas en torno a fechas escogidas por ellos.

El dicho popular de que “en Bolivia hay fiesta todos los días” no es ajeno a la realidad. De hecho, en el país se celebran al menos 1.242 fiestas patronales cada año, a un promedio de tres por día. Este hallazgo del Ministerio de Culturas revela además que los fieles más devotos son los habitantes del departamento de La Paz, donde se realizan 549 festejos (44% del total) en honor a santos y a las advocaciones de María, la Virgen.

“La Paz cuenta con 164 fiestas en el área urbana y 385 en la rural, sumando un total de 549”, afirma el jefe de la Unidad de Patrimonio Material del Ministerio de Culturas, Santiago Quenta.

El investigador Wálter Sánchez coincide en que “sólo en La Paz hay más de 400 fiestas” y “si se toman en conjunto todas las celebraciones del país y se saca una media, con seguridad que hay más de dos fiestas por día”.

El antropólogo Milton Eizaguirre cree muy difícil determinar cuántas fiestas hay en el país en realidad, pero reafirma la tesis de que “es muy posible que haya un promedio de más de dos celebraciones de este tipo por día”.

El sociólogo y antropólogo David Mendoza considera que la dificultad de cuantificarlas radica, precisamente, en lo numerosas que son y porque a su vez, algunas se mezclan con festividades tradicionales indígenas, especialmente en la zona andina.

Las fiestas patronales, cuya institución se originó en la época de la Colonia, son las celebraciones que grupos, barrios, comunidades y municipios organizan en homenaje al santo patrono, un figura religiosa católica.

“Si bien son imposiciones de los conquistadores y de la Iglesia Católica, con el paso del tiempo se han convertido en parte importante de la identidad de la comunidad”, opina Mendoza. Estas fiestas están incluidas en el calendario católico, aunque las comunidades no siempre festejan a su patrón en las fechas fijadas; la mayoría se concentra en los periodos agrícolas, entre mayo y octubre, época de poscosecha.

En todo caso, Quenta advierte que el informé todavía no fue concluido y que resta recolectar información, principalmente de las celebraciones que se realizan en el oriente boliviano.

“En Beni, por ejemplo, tenemos que recolectar datos de las zonas más alejadas. Además, tenemos que asegurarnos que realmente sean fiestas distintas y no, como en el caso de varias comunidades del altiplano de La Paz, que celebran al mismo santo en diferentes fechas”, dijo.

Según el estudio preliminar que el Ministerio de Culturas proporcionó a La Razón, en Santa Cruz se tienen registradas sólo 22 celebraciones, de las cuales 18 están en el área rural.

Para Eizaguirre este número no refleja la realidad en ese departamento, ya que “en primer lugar tenemos una importante migración de occidente a oriente y, más importante, las Misiones Jesuíticas se establecieron allí”.

El antropólogo asegura que en esa región del país la evangelización y la extirpación de los credos locales fue más severa que en la parte andina. “Allí se dio muy poco o ningún sincretismo”, afirma, “además, hay que tener en cuenta que muchas de las poblaciones tienen un santo patrono, lo que se refleja en los nombres de las comunidades: San Ignacio, Concepción, San Julián, San Ramón, etcétera”.

Sánchez confirma esta postura, al afirmar que las celebraciones religiosas son muy importantes, principalmente en la región de las Misiones.

Según el estudio

La Paz • En el área urbana están registradas 164 fiestas patronales. En el área rural hay 385. El departamento concentra 44% de las fiestas del país.

Santa Cruz • Según el Ministerio de Culturas, Santa Cruz sólo tiene 4 fiestas urbanas y 18 rurales, o sea 2%, pero el informe aún se elabora.

Cochabamba • El Valle celebra 22 festividades en las ciudades y 250 en el campo. Esto es el 22% del total nacional. La principal es Urkupiña.

Oruro • Incluyendo el Carnaval, en honor a la Virgen del Socavón, las urbes honran a 10 patronos, mientras que en el campo son 27. Son el 3%.

Potosí • Desarrolla 21 fiestas urbanas y 138 celebraciones rurales. Es el tercer departamento con más festejos. Equivale al 13%.

Chuquisaca • La capital de la República sólo tiene cuatro festejos. En el área rural suman 39. Al igual que Oruro, representa el 3%.

Tarija • El sur del país cuenta con 6 celebraciones patronales urbanas y 16 rurales, la mayoría en la zona del Chaco. La suma representa el 2%.

Beni • El departamento posee 5 fiestas en las ciudades y 105 en el campo. Aún falta recolectar más datos de esta región que engloba 9% del total.

Pando • El Norte del país tiene registradas dos fiestas urbanas y 25 celebraciones en las regiones rurales. Agrupa el 2% de los festejos nacionales.