22 de diciembre de 2014

UPEA llenó de folklore la ciudad

La XI versión de la Entrada Universitaria de la UPEA se desarrolló el pasado 15 noviembre donde se desplegó toda la alegría talento y destreza de los estudiantes, docentes y administrativos.

El evento recorrió la avenida Juan Pablo II de la Ciudad de El Alto y fue calificada por personalidades del ámbito cultural durante la competición de danzas.

Se debe recordar que la Entrada Universitaria de la UPEA se realiza festejando la Conquista de la Autonomía Universitaria y la modificación de la Ley 2115, por la Ley 2556 conseguida el 12 de noviembre de 2003, otorgando Autonomía Universitaria a esta Casa de Estudios Superiores y promulgada por el entonces presidente Carlos Mesa, ante la dimisión de Gonzalo Sánchez de Lozada. Su primera versión de esta festividad se desarrolló en noviembre de 2004.

En la XI versión de la Entrada Universitaria de esta casa superior de estudios, recordemos que desde muy tempranas horas jóvenes universitarios se desplegaban por las calles cargados de sus trajes coloridos.

Con movimientos rítmicos, con todo su optimismo y colorido se desarrolló la Entrada Universitaria de la UPEA por toda la jornada del 15 de noviembre.

Entre las danzas más llamativas estuvieron los Caporales de Ingeniería de Sistemas, Waca Waca de Enfermería, Tobas de Contaduría, Morenada de Derecho, Tinkus de Ciencias de la Educación, etc.

Esta magnífica fiesta fue reconocida por el Gobierno Municipal como “Patrimonio Cultura de la Ciudad de El Alto”.

Pastorcita, la danza agrícola

La carrera de Trabajo Social fue reconocida en primer lugar con la danza Pastorcita que representa el pastoreo de ovejas, la misma que es bailada en las zonas del altiplano de La Paz, Oruro y Potosí, explicó la ñusta de esta danza Nelly Yupanqui.

Los colores vivos y llamativos buscan atraer no sólo las miradas a través de la labor del pastoreo, sino que busca facilitar la mayor agilidad posible en beneficio de los danzarines. Mientras los hombres quienes llevan su alimento al interior de una alforja, también utilizan C’orahuas, con la finalidad de complementar la actividad de arrear el rebaño de lanar fino.

Tres a cuatro años de investigación realizado por los integrantes de la carrera de Trabajo Social en dos oportunidades permitió a definir que la danza es efectuada no sólo con el pastoreo de animales de lanar, sino sobre todo está relacionado en la cosecha de la papa, por lo tanto la danza representa una demostración cultural en beneficio de la Pachamama, quien les permite un producto alimenticio propios dela región.

A su turno, la directora de la carrera de Trabajo Social, fue quien en representación de las estudiantes recibió el trofeo y los premios, como un incentivo al esfuerzo de los estudiantes de haber no sólo investigado, sino demostrado en las danzas, el resultado del rescate etnofolclórico.

“Agradezco el reconocimiento porque es un incentivo no sólo a cultivar nuestras danzas folclóricas, sino sobre todo a la investigación realizado por los estudiantes”, expresó la representante de dicha carrera.

Los estudiantes también se beneficiaron con algunos premios que representan al reconocimiento por parte de las autoridades académicas de esta casa superior de estudios.

Alrededor de 15 estudiantes demostraron la danza en el acto de entrega de los trofeos, aspecto que logro cautivar a propios y extraños que se concentraron en el acto de reconocimiento a una delas danzas autóctonas que tienen origen en las poblaciones del altiplano occidental.

Wititis, baile de orillas del Titicaca

Por segundo año consecutivo, la carrera de Artes Plásticas de la Universidad Pública de El Alto (UPEA) ganó el segundo lugar del concurso de danzas autóctonas, no sólo por la investigación efectuada, sino por la representación de la danza folclórica, según explicó Martha Flores, parte del conjunto de baile.

Esta danza tiene sus orígenes en el lago Titicaca, pero la misma tiene una mayor expresión folclórica en la región de Oruro, como resultado de un proceso migratorio que efectuaron sus pobladores de este departamento con la finalidad de incursionar a las actividades mineras.

Como todas las personas o grupo social migrante, esta logra trasladarse no sólo con sus elementos de sobrevivencia, sino trae consigo su lenguaje, cultura, danza y tradiciones.

La danza autóctona de los Wititis de acuerdo a la investigación tienen su origen en la zona aymara del altiplano.

La figura principal es el lazo que ostensiblemente muestran los Wititis, pero a la vez la careta pareciera un sol, así que puede ser algo simbólico, pero no está determinada la función de estos dos elementos. Igualmente las Señoritas portan un bastón con indudable simbología fálica, esta danza es precolonial.

Los Wititis que suelen varían en número, de uno a tres, todos hombres. Un par de Tapaqari-Mallkus, que son hombres portando a las espaldas sendos cóndores disecados, cuyas alas llevan atadas a los brazos. Un par de Señoritas, seguidas al fin por la banda compuesta de cinco músicos, dos de ellos con tambor y los otros tres con Pitos.

Avanzan en formación, primero los Mallkus, luego los Wititis, las Señoritas y los músicos. Los Wititis alzan en alto las sogas mientras avanzan tres pasos y retroceden dos. Mientras los Mallkus, simulando estar en pleno vuelo, vuelven hacia atrás, por el interior, y hacen una reverencia, rodilla en tierra, a los Wititis, tras la cual giran hacia el exterior y retornan a la cabeza del desfile, señala la descripción de la danza.

Cuando llegan a un claro más ancho ejecutan una figura doblemente circular, quedándose fuera los músicos. En el interior del primer círculo los tres Wititis, espalda con espalda, unen sus lazos y van ensanchando el hipotético triángulo, hasta que alcanzan el primer círculo, que mientras tanto habían formado las Señoritas y que giraba en sentido contrario al círculo exterior, éste protagonizado por los Mallkus. Luego los Wititis ejecutan unos pasos especiales en los cuales llevan las rodillas hasta el pecho, y tras ensanchar el triángulo, se colocan en su interior las Señoritas, mientras que los Mallkus avanzan onduladamente, conduciendo así a todo el conjunto a otra parte. Cuando por fin un Wititi suelta el lazo, todos los componentes vuelven a la posición inicial de formación, para así recomenzar la danza.

De acuerdo con Flores, cerca de un año duró la investigación y su traducción de Guerreros resplandecientes del sol, porque son los protectores de las ñustas (mujeres), ellas son las elegidas por el “Dios Sol” y como protegidas logran ser escoltadas por los Wititis.

UPEA Trabajo Social ganó entrada universitaria

La Carrera de Trabajo Social logró el primer lugar dentro de las danzas que participaron de la entrada folclórica de la Universidad Pública de El Alto (UPEA), entre las que destacaron danzas autóctonas y criollas pesadas y livianas, informó el secretario General de la casa superior de estudios, Felipe Ramos.

En ocasión de celebrar la autonomía universitaria, celebrada cada 12 de noviembre, más de 50 fraternidades participaron de la actividad folclórica.

Luego de un mes que se desarrollare la actividad, el fin de semana pasado la UPEA realizó la entrega de trofeos, chalecos y cajas de refrescos, entre otros premios, para reconocer el esfuerzo y la investigación que realizaron los jóvenes universitarios.

Fueron nueve en total las danzas ganadoras entre las que se incluye también a Contaduría Pública, con una danza criolla, pesadas en segundo lugar Comunicación Social con Caporales, en tercer lugar Gas y Petroquímica con Caporales y las danzas livianas, Lingüística con Potolos, Educación Parvulario con Waca Waca, además de Arquitectura con Pujllay.

En cuanto a las danzas autóctonas se registra a Trabajo Social con la pastorcita, segundo lugar para Artes Plásticas con los Wititis y tercer lugar Historia con los Chutas.

De acuerdo con Ramos, fueron los invitados especiales quienes efectuaron la calificación correspondiente no sólo al vestuario, la danza y la música que utilizaron las diferentes carreras para lograr su presentación, sino evaluaron también el contenido de las investigaciones que presentaron.

Antes de la entrega de los reconocimientos a las danzas ganadoras sus integrantes, al igual que los alumnos de las carreras ganadoras, efectuaron algunas demostraciones con el propósito de socializar el tipo de danza que representaron el pasado mes mientras que algunos directores de carrera o representantes de la Dirección de Bienestar y Cultura en la testera daban su satisfacción por la entrega de regalos y trofeos.

INVESTIGACIÓN

El secretario General de la UPEA, Felipe Ramos, dio a conocer que los estudiantes participantes de la entrada universitaria, antes de lograr ser elegidos como ganadores realizan una investigación correspondiente con relación al origen de las danzas, el contenido social y sobre todo la trayectoria que esta tienen en diferentes regiones del país.

Cada uno delos trabajos es revisado y evaluado por profesionales de la música y el folklore nacional, con la finalidad de definir el mejor veredicto a las danzas ganadoras, especialmente aquellas que corresponden a las fiestas autóctonas, donde sus expresiones de música y baile están relacionadas a diferentes eventos de la agricultura, como es el caso de la danza de Trabajo Social con la Pastorcita.

“Estos trabajos de investigación registrados en nuestros archivos, representan documentos importantes que pueden ser utilizados para una demanda jurídica ante cualquier país fronterizo, como es el caso del Perú que constantemente está arrebatando nuestras expresiones culturales”, remarcó.

El propósito de la investigación es que cada año, las diferentes carreras puedan ampliar las investigaciones existentes con la finalidad de actualizar los datos sobre etnográfica, como es el caso de los Witisi, una danza que se bailaba a las riveras del Lago Titicaca que pertenece a la región del lado boliviano y se busca refrendar nuestro derecho propietario de las diferentes expresiones culturales.

Los universitarios de las diferentes carreras, para Ramos, no sólo deben abocarse a las investigaciones de sus áreas académicas, sino sobre todo a interrelacionarse con la sociedad a la cual representan, con la finalidad de devolverle a la población, la inversión que realiza sobre todo en la universidad pública de esta urbe.

“Una de las investigaciones que pronto la daremos a conocer se refiere a la fisiología del cuerpo humano de los hombres que viven a las alturas del nevado Illimani, investigación trasversal al igual que los orígenes etnofolclóricos de las danzas demostradas que pueden ser realizadas mediante estudiantes de diferentes carreras técnicas, puras, sociales, entre otras. Ellos deben investigar los orígenes biológicos, sociales, humanos que tienen nuestras sociedades desde su origen, hasta en la actualidad”, concluyó el entrevistado.

20 de diciembre de 2014

Agrupación “Zampoñistas Sureños” cumple 5 años

El Convite se ha convertido en la ventana que permite a todos los folkloristas del departamento de Tarija, mostrarse ante Bolivia y el mundo, por ello durante el año hemos procurado tomar en cuenta a cada persona que se contacta con nosotros y nos invita a sus fiestas o reuniones, con la finalidad de sentar precedente y demostrar que la cultura persiste en el alma del hombre vaya donde vaya.

Gerardo Apa es el fundador de la Agrupación “Zampoñistas Sureños”, cuyos integrantes radican actualmente en la ciudad de Candaditos - Bermejo. Sin ninguna presunción él nos comentó que pese a cumplir 5 años no se tienen más integrantes de los que habían en la fundación celebrada el 13 de diciembre del 2009, por lo que se han convertido en una fraternidad, entre amigos y familiares de residentes.
Nos explicó que básicamente la zampoña es un instrumento de viento hecho de tubos ahuecados que se disponen en dos hileras de varios tamaños. Apa es oriundo de la provincia Abaroa de Oruro, donde su tío le enseñó a tocar a eso de los 9 años, regalándole su primer instrumento a los 14. Luego transmitió a sus familiares y amigos este conocimiento.
En el altiplano andino y la zona de la cordillera de los Andes compartida por el Perú y Bolivia, existían antes dos tipos de zampoñas nativas llamadas “siku o sikuri”, palabras que Apa entiende bien pues sabe aymará, “en castellano significa tubo que da sonido”, mientras la otra variedad se denomina “antara”.
Por motivo del aniversario, los 25 miembros de la joven agrupación realizaron una recepción social en el barrio de la Estación de Servicio, donde alquilaron un local durante una jornada gracias a la directiva que recaudó las cooperaciones de los miembros de la agrupación.
El grupo toca para la fiesta de Santa Cecilia cada año, asimismo ha participado de Entradas celebradas en su ciudad natal. Lograron además conformar una delegación el 2010, que participó del entonces Carnaval de la Integración, celebrado en aquellos años en la Avenida La Paz.

Por motivo del aniversario, los 25 zampoñeros realizaron una recepción social en el barrio de la Estación de Servicio, donde alquilaron un local durante una jornada gracias a la directiva que recaudó las cooperaciones de los miembros de la agrupación. El nombre «zampoña» es una deformación de la palabra española «sinfonía»

Fraternidad Comerciantes de Villazón festeja

La Fraternidad Comerciantes de Villazón festejó la Entrada de Santa Cecilia, que se realiza en las calles de la ciudad fronteriza cada año, y conlleva música danza e integración de los trabajadores de diversos rubros del comercio. No podíamos quedar exentos de mostrarte el movimiento folklórico que se genera en esa jurisdicción.

Doña Elida Arquipa de Soto, se dedica a la venta de colchas, cobertores, mantas y todos los artículos de primera necesidad del hogar. Su puesto se ubica en el mercado de la Villa Abaroa, donde fuimos a conocerla ante el conocimiento de que es pasante de una Fraternidad en Villazón.
Además de comprometerse en hacernos llegar una invitación para las actividades de la Fraternidad Comerciantes, doña Elida nos contó que durante el año el evento más importante con el que empezó su gestión, fue la nueva Entrada de Santa Cecilia, celebrada en el barrio La Paz de la ciudad de Villazón el 22 de noviembre.
Ella misma se encargó de proporcionarnos las fotografías que hacen a esta edición, manifestándonos que además del folklore, el comercio es un motivo por el que viaja constantemente a esa ciudad fronteriza, donde posee familiares y amigos, todos ellos oriundos de La Paz de donde vinieron a buscar mejores posibilidades por el año 1990.
Nos comentó que además esperan afiliarse el 2015 a la gran Entrada Folklórica de la Integración Boliviana que se realiza en Tarija, para lo cual esperan conocer alguna convocatoria de parte de la Asociación de Folkloristas (presidida por Paulino Lima), ya que en Villazón hay una gran expectativa por participar de algún movimiento cultural que promueva sus raíces desde el sur del país.
La festividad de Santa Cecilia, patrona de los músicos, que se celebra conmemorando el gran amor y fe que tenía por Dios tras haberse convertido al cristianismo, motivo por el que fue una de las mártires de la Iglesia Católica. Los músicos de Villazón cada 22 de noviembre celebran con liturgias, baile y fiesta este día por considerarlo suyo.
“Los músicos, especialmente componentes de las bandas y grupos orquestales, para celebrar este día, contratan a sus similares de La Paz para festejar y bailar por algunas calles de la ciudad”, aseveró Elida, a tiempo de recordar que hoy sábado se festejará en su domicilio el matrimonio de una hermana que la acompaña en cada festividad.

Además de comprometerse en hacernos llegar una invitación para las actividades de la Fraternidad Comerciantes, doña Elida nos contó que durante el año el evento más importante con el que empezó su gestión, fue la Entrada de Santa Cecilia, celebrada en el barrio La Paz de la ciudad de Villazón.

Fraternidad Nueva Generación la más joven de todas

En nuestra búsqueda constante de actividades relacionadas a la tradición cultural folklórica boliviana, nos encontramos con la Fraternidad Auténtica Nueva Generación, llena de gente joven que decidió unirse para disfrutar de las Entradas que se vienen el 2015, y todas las actividades características de una agrupación que baila la Morenada.
Al son de la Morenada, encontramos a esta Fraternidad que realiza sus ensayos en inmediaciones del Coliseo San Roque, donde concurren sus miembros a afinar el pazo de la danza pesada, y compartir como lo hacen los fraternos, acompañados de sus familias y amigos para pasarla bien.
La presente agrupació está presidida por don Oscar Flores, quien hizo su paso por distintas Fraternidades de renombre en el departamento, siendo su iniciativa fundar éste año una nueva opción para quienes aman el folklore.
El paso de la Auténtica Nueva Generación por la Entrada Folklórica de la Integración 2014, tuvo muy buena aceptación y se llevó el aplauso de todos el público, por lo que esperamos que el 2015 nuevamente colmen de color y baile el Carnaval del sur.
En nuestra búsqueda constante de actividades relacionadas a la tradición cultural folklórica boliviana, nos encontramos con la Fraternidad Auténtica Nueva Generación, llena de gente joven que decidió unirse para disfrutar de las Entradas que se vienen el 2015, y todas las actividades características de una agrupación que baila la Morenada.